Subíle a esa que es de Charly, Ché!

bancate
Me acuerdo que durante algún tiempo, compartimos largas horas de trabajo universitario con un grupo de colegas argentinos.
Los tipos tenían dos gracias importantes. Una era que les gustaba el Rock, lo que nos evitaba el tener que buscar estrategias para cambiar la música sin que se ofendieran; y la otra era que, a pesar de ser grandes amantes de los rockstars de su país, eran bastantes ávidos de escuchar música de lo que para ellos eran “nuevas bandas” chilenas.
Una de esas noches de arduo maqueteo al borde de la inconsciencia, tipo 4 de la mañana de un día martes o miércoles, con todo el equipo convertido en zombie, intoxicados de café, cigarrillos (propios y ajenos), y quizás el efecto no-buscado de la exposición al neoprén, envueltos en un ruido persistente de una radio mal sintonizada, uno de ellos salta desde el asiento, y grita “subíle a esa que es de Charly, ché”. Y en el salto de la emoción acabó con el puente de palitos que otro llevaba horas haciendo. Quien tuvo que ver destruido su trabajo, fue el mismo que se esmeró en acomodar la antena de la radio, y subirle el volumen… Alegría instantánea! (no hubo ni un atisbo de queja por parte del damnificado).
Sonaba Bancate Ese Defecto.
El tipo nos dice, en medio de la canción, “ustedes tienen un Rock un poco aguado, al menos el que tocan por la radio, eso de La Ley no es Rock, es como esto (haciendo un gesto consistente en recorrer una esfera imaginaria con el índice sobre la palma de la otra mano)… no es nada…”, yo solté las carcajadas, y le digo “y voh creí que nuestro estandarte musical es La Ley hue´ón”… “no sé” retruca, “lo que sé es que ustedes no tienen un Charly loco”.
Bueno, el resto de la discusión consistió en los chistes sobre lo agrandados que son, lo “vivos” que nosotros los chilenos somos… un desastre… mientras, yo me quedé pensando en que no es que no tengamos un Charly (y si estás pensando en Jorge González, yo creo que no da el ancho), lo que no tenemos es esa capacidad de reconocer y poner en valor a nuestros héroes del rock. Nuestro rock es local, interior y subterráneo, y los que salen de esa condición, generalmente lo han hecho endulzándose con pop, de tal forma que crecen en figuración, gracias al apoyo de aquellos que guardan estos discos de La Ley, entre otros de Maná, de lo mejor de Kc, de Arjona, etc., y que votan en los ránkings de MTV Latino.
Por su lado, Charly ha recorrido la historia del rock argentino y latinoamericano. Ha dado cátedras de composiciones de todos los tonos, letras en todas las emociones, y sembró un legado de artistas que crecieron a su alero, como Fito Páez, Andrés Calamaro, entre otros.
Por el lado chileno, nuestros baluartes sobreviven en circuitos mezquinos, haciendo carreras en las que más tienen que perder, que ganar. Los afortunados, casi nunca representan lo que yo espero sea un símbolo del rock nacional, pues generalmente no traen encima calle, que es un ingrediente fundamental para mi gusto.
Escribo sobre esto, mientras disfruto de un playlist con algunos de los baluartes argentinos.

Prometo lista de baluartes chilenos en una próxima oportunidad. No espere encontrar a La Ley en esa lista.
Disclaimer: No crea que no disfruto de Rock Chileno, ni que tenga preferencias por una condición de la nacionalidad unos respecto de otros, no sea bestia eso no es lo que intento decir.

3 comentarios en “Subíle a esa que es de Charly, Ché!”

  1. Los argentinos son mas rockeros que nosotros. Punto.

    …no, mentira, la wea es muchísimo más compleja que eso y da, no para un post, sino para un libro.

    Buena columna, un muy buen ejemplo cotidiano de que algo anda mal acá con nuestro rock chileno querido.

    Saludos.

  2. Pucha, me llegó eso de que los que amamos el rock tenemos que andar buscando excusas pa cambiar la radio y dejar de soportar melodías deslavadas y sin corazón…héroes del rock?los veo cada día en las calles de los barrios,arrastran sus equipos y sus guitarras y trabajan en lo que sea para financiar esta pasión…

  3. Larga vida al Rock!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

    Ah! el rock no tiene bandera, aunque existe una máxima que reza: "el rock es en inglés, en español suena mal!"

    Saludos!

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: